¿Era Voltaire un gorila?

François Marie Arouet –Voltaire (París 1694-1778) fue uno de los grandes pensadores del siglo XVIII, inclasificable –como Björk- fue filósofo, escritor dramático y novelista, amante de mujeres de la nobleza, preso político en la Bastilla, especulador terrateniente, estuvo exiliado en Inglaterra en donde quedo fascinado con Newton y sus leyes físicas. Racionalista furibundo –irónicamente es calificado por la nobleza francesa como “santurrón”, ya que si bien odiaba a la iglesia, creía imposible que no existiera Dios, aunque ese dios no se parecía nada al díos judeo-cristiano-, como no podía ser de otra manera participó en la escritura de la enciclopedia, tomaba mate y salían de farra con Diderot, especialista en contar chistes de gallegos. Odiaba todo fanatismo –aunque el era una fanático del racionalismo- y era contrera por naturaleza. Iluminista, creía que lo mejor era un rey razonable, seguramente en muchas cosas no hubiéramos coincidido y si hubiera sido argentino hubiera sido gorila. Sin embargo fue un hombre enorme. Enorme e inabarcable es su obra. Candido, el ingenuo, Micromegas –verdadero cuento de ciencia ficción, mezclado con humor y con filosofía-, sus escritos filosóficos, sus obras de teatro, su vida un completa creación constante. En 1778, poco antes de morir en un acto entre poítico y artístico a Voltaire luego de su exilio le dan la corona de Laureles en el teatro de “La comedia Francesa”, su vuelta es un apoteosis, querido por la gente es un símbolo de lucha contra el oscurantismo. Su vuelta se parece mucho a la de Alfredo Zitarrosa al Uruguay en 1985 al final del dictadura genocida y neoliberal, en donde miles de personas lo fueron a buscar al aeropuerto levantándolo como un símbolo de calidad artística y de lucha. Pocas personas han sido tan completas como Voltaire, quizás esté a la altura de nombres como Aristóteles, Marx, Gardel, Lenin. Mas adelante en otros pequeños articulitos hablaremos mas de este hombre, al que le faltaba para ser perfecto hacer música –aunque mucho no lo sabemos, quizás se tocaba alguna chacarera con la nobleza alemana-. Por eso vamos a poner un tema de Alfredo, porque nos place. El Loco Antonio




No hay comentarios: